viernes, 11 de octubre de 2019

Tu banda sonora

Foto de la web




Había tanta magia…

Una pregunta escueta y directa
con un sí por respuesta.
Y la curiosidad por indagar,
le gano a la prudencia establecida
en una sociedad hostil y homófoba.

Había tanta complicidad…

Tras el portalón del viejo patio de vecinos
nuestras citas clandestinas
fueron sembrando de amapolas
el bosque agreste de pinos
hojarasca y secas piñas.

Había tanto dolor…

Al igual que el capirote con sus trinos
tus sonoras risas fueron
aquellas que hacían temblar los
cimientos, dolor acumulado
en cuerpo destronado.

©Copyright Fini López Santos.








12 comentarios:

  1. Hay tanta belleza en tu poema!!.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Oh, que bonito, magia, complicidad... y dolor, la belleza tambien cabe en el dolor. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Precioso tu poema, magia en todo él sobre todo en las citas clandestinas, me encanta esa estrofa aunque tenga dolor, pero dibujas esas sensaciones de maravilla con la sutileza de siempre.
    Un abrazo Fina y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  4. Yo me quedo con la magia y la complicidad que se vive en esas citas clandestinas y tu arte para transmitirlo al versar. Siento que el dolor vaya también implícito en el amor.
    Cariños.
    kasioles

    ResponderEliminar
  5. Ya veo que somos dos las que estamos en silencio, a mí me falta tiempo para tener mi espacio al día, pero me acordé de ti y he hecho un hueco para visitarte, creí que habías publicado algo nuevo.
    Deseo que todo vaya bien en tu entorno.
    Disfruta del fin de semana.
    Cariños.
    Kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si Kasioles, falta de tiempo, no de ganas. Mil gracias por tu visita.
      Cariños y abrazo infinito.

      Eliminar